Cómo liberar el potencial de los datos electorales


Sección 3: Categorías de los procesos electorales clave

Procesos del Órgano de Gestión Electoral

Procesos del Órgano de Gestión Electoral

¿Qué son los procesos del órgano de gestión electoral?

La apertura de los procesos de toma de decisiones de los EMB es importante para validar la credibilidad electoral y establecer la confianza del público en las elecciones. La autoridad y el papel que desempeña la comisión electoral, independientemente de su alcance, deben establecerse de manera precisa en la legislación electoral. También debe haber requisitos para informarle al público sobre los horarios en los que se reúnen los EMB, las sedes, el orden del día y las disposiciones sobre la posibilidad de observar sus reuniones y la publicación de las minutas. Una comisión electoral puede estar facultada para interpretar la ley electoral y adoptar reglamentos electorales o incluso redactar leyes para ponerlas a consideración de los legisladores. Un EMB necesita tomar decisiones acerca del registro de candidatos, la acreditación de los grupos de observadores, el reclutamiento y la capacitación de sus funcionarios, el manejo de la seguridad y la realización de otros preparativos para cada elección.

Los EMB toman decisiones sobre políticas, incluyendo las relacionadas con la adquisición de los materiales y las tecnologías que se utilizan en las elecciones. Los EMB deben convocar a licitaciones amplias para las compras importantes relacionadas con las elecciones, y hacerlo con suficiente anticipación mediante avisos públicos, para asegurarse de que los proveedores tengan una oportunidad justa de presentar ofertas competitivas y el público pueda estar enterado de las compras. En algunos países, un panel independiente, imparcial y experto monitorea las adquisiciones, y en algunos casos, analiza detalladamente la eficacia de las tecnologías electorales. Antes de la transición en las Filipinas al conteo electrónico para las elecciones de 2010, la legislatura creó el Consejo Consultivo de la Comisión de Elecciones (AC), el cual está formado por miembros del Gobierno, el sector académico, la comunidad de TI y la sociedad civil. El Consejo ofreció recomendaciones y supervisión al EMB filipino (COMELEC) durante todas las etapas de la transición a las nuevas tecnologías, e incluso fungió como observador y participó como miembro sin derecho a voto en el proceso de adquisiciones y selección de proveedores.

La obtención de fondos y la forma en que se gastan son componentes cruciales de la capacidad que tiene un EMB de llevar a cabo sus responsabilidades. El presupuesto electoral con frecuencia forma parte del presupuesto nacional anual consolidado, aunque los distintos modelos de EMB pueden recibir su financiamiento a través de diferentes métodos y con base en distintas partidas del presupuesto. El financiamiento de algunos EMB, como en Ghana y Kosovo, es una partida independiente en el presupuesto nacional que la tesorería le libera directamente al EMB. Para otros, el presupuesto del EMB se libera a través de un ministerio o secretaría del Gobierno. La transparencia en el presupuesto y el gasto electoral es esencial para la supervisión legislativa y la rendición de cuentas pública.

¿Por qué son importantes los procesos de los EMB?

La información relacionada con los procesos de los EMB debe hacerse pública para que los ciudadanos puedan entender cómo se tomaron las decisiones acerca de los distintos elementos de sus elecciones y la manera en que se implementaron estas decisiones. Esta información también les permite a los ciudadanos aprovechar cualquier oportunidad que haya para dar su opinión pública o retroalimentación en la toma de decisiones. El acceso a las minutas de las reuniones también puede ayudarle al público a entender la manera en que se llegó a las distintas decisiones y fomentar la confianza en la imparcialidad del EMB. Las organizaciones pueden consultar la información sobre los procesos del EMB a fin de examinar los procesos de la toma de decisiones y cualquier análisis disponible de las "lecciones aprendidas" de elecciones anteriores a medida que elaboran recomendaciones para las reformas. La sociedad civil también puede evaluar el presupuesto para la administración de las elecciones y ayudar a abogar por fondos adicionales según sea necesario. La información sobre qué organizaciones el EMB acreditó o no acreditó como observadores de las elecciones -tanto organizaciones internacionales como grupos locales y medios de comunicación- es importante para entender la manera en que el EMB está llevando a cabo sus deberes.

Las decisiones sobre las compras y adquisiciones deben basarse en transparencia, competencia y criterios objetivos. Por ejemplo, COMELEC convoca a licitación los proyectos de adquisiciones a través de su sitio web. También publica boletines periódicos y resoluciones tomadas por su Comité de Adjudicación de Licitaciones, lo cual comprende: proveedores considerados elegibles para ofertar en los proyectos y el monto y el estatus de la licitación, incluyendo los avisos de adjudicación. Esto puede ayudar a prevenir la corrupción y construir la confianza entre el público en la integridad del proceso de adquisiciones y de los materiales electorales delicados, como son las boletas electorales y las tecnologías de votación electrónica. Si los procesos de adquisición son corruptos o se perciben como corruptos, se puede debilitar la confianza del público en los EMB y en la honestidad de los resultados de las elecciones.

Más allá de las adquisiciones específicas, la información acerca del presupuesto de un EMB y la manera en que este gasta los fondos disponibles también son cruciales para un proceso electoral con rendición de cuentas. La información sobre el presupuesto proyectado y los datos sobre la manera en que realmente se va a gastar el dinero es útil para evaluar la eficiencia del órgano de gestión electoral. Entre otros tipos de análisis, la sociedad civil y demás organizaciones pueden comparar cifras con los estándares internacionales. La información al nivel de transacción individual -incluyendo el monto, el receptor de los fondos y la entidad que autoriza- es el nivel más granular de los presupuestos y gastos. En el nivel más alto -aunque no en el nivel primario- los montos para las partidas de las categorías como salarios, equipo, materiales y otras cosas también son informativos. Algunos países pueden proporcionar únicamente cifras agregadas. El Instituto Federal Electoral de México (IFE), llamado ahora Instituto Nacional Electoral (INE), publicó el presupuesto de 2014 desglosado por mes. Los presupuestos incluían montos para personal y programas, así como partidas detalladas en cada categoría. El IFE también hizo públicos sus estados financieros mensuales para 2014.

Ejemplos de datos de los procesos de los EMB

Los datos acerca de los procesos de los órganos de gestión electoral incluyen las decisiones, resoluciones y minutas de reuniones oficiales de los EMB. También es importante entender quién pudo haber votado de qué manera en esas decisiones. Entre los ejemplos de prácticas positivas relacionadas con reuniones de los EMB, se encuentra el de la Comisión Electoral Central de Moldavia (CEC), la cual publica todas las minutas por año y sus reuniones están abiertas a los partidos, partes interesadas, medios de comunicación y el público en general; además, los ciudadanos tienen voz en las reuniones. Asimismo, los miembros de la CEC a menudo asisten a escuelas, universidades, sindicatos y foros de otras audiencias para explicar el proceso electoral. El EMB de Albania ofrece una transmisión en vivo por Internet de sus reuniones y publica todas sus decisiones oficiales en su sitio web. La Comisión Electoral Central (CEC) de Ucrania mantiene una lista de todas las resoluciones oficiales (es decir, decisiones oficiales tomadas) en su sitio web con vínculos hacia los documentos que contienen el texto completo de cada resolución.

Los datos acerca del proceso de adquisiciones incluyen una descripción del procedimiento de toma de decisiones y el cronograma para el envío de ofertas y presentación de denuncias. Los datos relevantes también incluyen los documentos de las licitaciones relacionadas con las compras electorales. Otros datos importantes incluyen los nombres de todos los proveedores que respondieron a las licitaciones de compra y los montos de las ofertas, así como el nombre de la empresa a la que se le adjudicó el contrato y el monto del mismo. También son importantes: la cantidad de procesos administrativos y civiles de las que sean parte los proveedores y otros contratistas, los nombres de las partes, la naturaleza de las reclamaciones y los resultados de los procesos, incluyendo las sanciones que se dictaron.

Los datos relacionados con el presupuesto incluyen una variedad de información. Deben definirse las categorías específicas del gasto, como salarios y costos relacionados con la adquisición de equipo y materiales (tinta, boletas, etc.). Además de los montos en dólares de las partidas específicas, también es importante otro tipo de información. La OpenSpending Initiative [Iniciativa de Gasto Abierto] de la Fundación Conocimiento Abierto ofrece lineamientos sobre los requisitos para la publicación de datos de gastos por transacción, entre los que se incluyen información acerca de cada transacción individual, información del "proveedor" para poder identificar al receptor de los fondos en una transacción determinada y datos de las "entidades" que señalen a los departamentos o dependencias gubernamentales que participaron en la transacción.

El nombre de todas las organizaciones de observación electoral (tanto internacionales como grupos nacionales) que solicitaron acreditación, a las que se les rechazó y las que la recibieron, deben estar públicamente disponibles, así como el número total de observadores acreditados por grupo. También debe hacerse pública la información sobre las entidades de medios de comunicación que solicitaron o recibieron una acreditación, o bien, a las que les haya sido rechazada la misma. Los informes de la observación de las elecciones por parte de los grupos observadores acreditados pueden publicarse en el sitio web del EMB, como se ha hecho en Costa Rica y Túnez. Esta información puede ayudar a demostrar si la acreditación se otorgó justamente y de conformidad con los reglamentos.

Otra información sobre los procesos de los EMB incluye todos los documentos sobre "lecciones aprendidas" o "acciones posteriores" que evalúen su propio desempeño. La Comisión Electoral Independiente de Sudáfrica (IEC, por sus siglas en inglés), está obligada por ley a publicar un informe oficial después de cada elección, en donde se revise el proceso y se documenten las lecciones aprendidas. Los informes de las elecciones abarcan todo el proceso electoral, desde la delimitación distrital y el padrón electoral hasta el día de las elecciones y los resultados. Por ejemplo, el informe sobre las Elecciones Nacionales y Provinciales de 2009, describe la justificación y el proceso para aumentar el número de distritos electorales. El incremento en el número de centros de votación se implementó a fin de aumentar el acceso de los votantes y reducir el tiempo promedio de espera para votar. En el Reino Unido, la Comisión Electoral está legalmente obligada a elaborar un informe después de cada elección, incluyendo los problemas y las posibles casos de infracción, así como recomendaciones de mejoras. Después de las elecciones generales de 2010, emitió un informe especial sobre los problemas que se vivieron en los centros de votación ese año, junto con datos acerca de cuánta gente tuvo problemas, qué tipo de problemas y dónde ocurrieron.


Facebook
Twitter
Instagram
Youtube
Tumblr